Ecuador: Primeros análisis del paro del 13 de agosto

Por JulioCésar “Cuadernos de Reencuentro”

Desafortunadamente para el país el 13 de agosto en Ecuador fue mas una jornada de violencia que un paro nacional. Esta jornada oscura se concentró fundamentalmente en Quito y Guayaquil. Destacamos la heroica resistencia de la policía, quienes no cayeron en la provocación de la oposición y cumplieron una ejemplar labor de contenedores de esta violenta arremetida. La marcha de la derecha destruyó a su paso áreas importantes del Centro Histórico, utilizaron bombas y quemaron llantas, haciendo de cualquier elemento un arma de ataque contra la policia que impedía su llegada al palacio presidencial.

Es curioso que los medios de comunicación de la burguesía ecuatoriana esten permanentemente insistiendo en el paro indígena, y más cuando ellos no paralizaron actividades este 13 de agosto: el banco del señor Lasso trabajo normalmente en todo el país, el señor Nebot, alcalde de Guayaquiel, trabajó normalmente y dijo que despues de su jornada de trabajo apoyaría el paro, el señor Rodas alcalde de Quito trabajo normalmente. Este 13 de agosto la burguesía ecuatoriana le dió un bajo perfil al paro. Una vez mas la burguesia ecuatoriana pone al movimiento indígena de carne de cañon. Ellos (la burguesía) no perdieron un solo peso este 13 de agosto, ellos “no le pusieron el pecho a la brisa”, desde sus palcos y escritorios hablan y todavía existe una minoría en el país que se obnubila con espejitos.

Otro hecho curisoso, pero no extraño, es el silencio del señor alcalde de Quito ante esta violenta arremetida que dejó una gran cantidad de agentes de policía heridos, la infraestructura de una parte de la capital destruída y el rechazo de la ciudadanía a esta acción bandálica.

Aunque es previsible que las acciones de la derecha no se detendran tambien es cierto que la violencia de este 13 de agosto los deslegitima provisionalmente y de continuar con su pliego de peticiones va a estar transversalizado por los hechos de este día que han sido rechazados por la gran mayoría del pueblo ecuatoriano.

Las victimas de esta jornada de violencia han sido los policías que defendieron la democracia y el gobierno y por extensión el proyecto político de este. Han sido victimas el movimiento indígena que como producto del carambolazo de la burguesía queda en entredicho y marcado por una parte importante de la población ecuatoriana. Es de anotar aquí que esta mancha es generada por unos cuantos dirigentes indígenas y la burguesía, porque la mayoría de las bases indígenas, hace mucho rato han tomado distancia de ellos. Fue victima la población y la infraestructura quiteña, quienes tienen que soportar el ingreso violento de la orda derechista.

Temporalmente sale fortalecido el ejecutivo quien cabalgará en los errores claros que ha cometido la oposición en esta jornada.

Por JulioCésar “Cuadernos de Reencuentro”

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s