El contagio del separatismo

Por: Ricardo Robledo

El último viaje a las playas de la Costa Caribe colombiana, estuvo acompañado de un clima fresco, por el invierno; agradable, a pesar de las lluvias nocturnas que multiplicaban a los mosquitos al otro día. El mar, apacible, amaneció algunos días como una piscina. Son esos sitios paradisíacos en donde la rutina se cambia por una hamaca. Nada de televisión ni de prensa. Hasta se olvidan las deudas.

Apenas fue en el viaje de regreso, por el periódico en el avión, que me enteré del movimiento separatista de Cataluña. Tal vez por la edad o por la modorra a la que se había acostumbrado el cuerpo por los recientes días de descanso, los ojos se fueron poniendo pesados con la lectura.

No sé en qué momento comencé a leer en las páginas interiores, que los costeños también habían iniciado un movimiento separatista. Ahora la arepa’e huevo, el bollo limpio y las hamacas, tenían que ser importadas, previo pago de los derechos de propiedad intelectual.

Así las cosas, la Costa Atlántica se había vuelto un destino turístico internacional. Se había una tragedia para los cachacos de clase media, el tener que sacar visa para ir a Coveñas; doscientos mil pesos era el costo del documento, que se adquiría en una larga fila atendida directamente por el Ñoño Elías, quien sonriente guardaba los billetes en una mochila que le cruzaba el pecho; es decir, se los “enmochilaba”.

Las aglomeraciones eran fenomenales en la nueva frontera de la Apartada, la cual era custodiada por las barras bravas del Nacional, de un lado; y del otro, por las del Junior. Estos últimos alegaban que las dos copas libertadores, ya no tenía valor porque el país ya no era el mismo; los otros las defendían. También pedían los costeños que se le reconociera a su equipo una estrella por cada subcampeonato, por finales perdidas con equipos del interior. Eran sorprendentes la radicalidad y el fervor con los que ambos seguidores esgrimían sus reclamos, hasta el punto de estar dispuestos a ofrendar sus vidas. Se alcanzaban a apreciar algunas armas. De los carros que por fin lograban pasar, pocos se escapaban de las piedras y los grafitis insultantes de lado y lado.

Eso siendo optimistas en los límites; pues los costeños ya vienen por Puerto Berrío, Barranca, Ocaña, Barbosa, Urabá, Santa Fé de Antioquia, el Parque de Berrío, la U. de A, la Plaza de Bolívar, el capitolio, la Universidad Nacional, etc.

La Sede de gobierno ya no era la Casa de Nari, sino que se ubicaba en el Ubérrimo -tal como siempre ha sido-  cuyas tierras se extendían ahora hasta la alta Guajira, como resultado de la pujanza y el emprendimiento paisa. En ellas ya no se veía ni un ranchito, ni pescadores malolientes, ni campesinos sudorosos, ni si quiera un cementerio; pues, incluso los muertos habían sido desplazados. Eso sí es progreso.

Con honores, Musa Besaile era el nuevo Fiscal General de la Nación. La procuraduría era pulcramente regentada por Oto Bula. Alejandro Ordóñez, operaba como el nuevo vicario de Cristo en este joven país que no reconocía al Papa Francisco, por castrochavista internacional. Él dictaba encíclicas en latín, que eran verdaderas joyas clásicas de la literatura universal y de la moralidad. En ellas condenaba el voluptuoso cuerpo de las mujeres porque conducían al hombre al pecado. Estableció,  como contrapartida, que se les revisara muy bien las manos a los adolescentes, no fuera ser que les saliera un pelito en las palmas; orientación que era seguida estrictamente por los profesores, con lupa en una mano y una regla en la otra. Nunca faltaban los que se hacían acreedores a una golpiza, por la práctica rimante. Este piadoso hombre, tampoco era partidario de la eutanasia; pero nunca dudó en solicitarla cuando se enteró de que Gustavo Petro había llegado al desvencijado puesto de salud de Ciénaga de Oro quejándose de un uñero.

Néstor Humberto Martínez, ya pensionado, se había mudado a una casa campestre ubicada justo al borde la ruta del sol, en un predio donado por la familia Parody, por sus excelentes servicios a la patria y por su juiciosa investigación en el caso Odebrecht. Al frente quedaba un peaje por lo que el dueño había dotado estratégicamente al terreno  de puertas a lado y lado. “Por si falla la talanquera y no afectar la movilidad” argumentaba y además, “porque siempre hay que dejar una salida”, anotaba.

Pero con esta separación tropical se afectaba el orden constitucional, ya que a Vargas Lleras le correspondía la presidencia por línea dinástica y ahora no se sabía si la Costa Atlántica era parte del reino. Sabiamente, Uribe propuso consultar los mapas del Agustín Codazzi, que tan detalladamente se levantaron durante sus gobiernos, o sino que definiera Trump.

El país se convulsionaba y comenzaba a temblar. Ahí fue cuando abrí los ojos –otros pasajeros no lo hicieron- Por fin habíamos aterrizado. Una señora a mi lado, apretaba una camándula agradeciendo a María santísima porque no había pasado nada. Igualmente, nada había cambiado en el país.

Octubre 8 de 2017

Anuncios

Ola Ché

¿porqué te quedaste entre sien y sien

y retrato?

con tu sonrisa inocente

con tu barba corta

con tu palabra de poeta

y tus manos medicinales

con boina negra y estrella

¿porqué si ya no eres?

hoy es un día que no soñaste

con niños grandes que te ven abuelo

con calles anchas y edificios que crecieron

sobre la misma miseria que odiaste

con robótica, informática y hambre

Ernesto, este es mi último pensamiento

por ti

pues no creo en muertos

ni en comandantes de cualquier oliva

el amanecer que viste fue apenas

un relámpago

y el día comienza hoy con tus sueños marchando al revés

Ché, no siento pena por ti

porque dejarás de ser medalla

y guerrilla de manigua

tus soldados de ciudad regresan

de la guerra con la munición en sus carnes

a tomar en un salto sus destinos

sin gloria, con hijos, con amores

pero tenlo por seguro Ché

que desde la Patagonia hasta el río Bravo

un murmullo con aroma de pueblo

reconstruye la memoria

sobre un mapa sin fronteras

con los colores de América

con tu voz y tu mirada

Por: Gonzalo Salazar


 

Cataluña: Nada más parecido a una dictadura que la democracia española

Por: JulioCésar, “Cuadernos de Reencuentro”

Para el día de ayer 1 de octubre de 2017, la nación catalana convocó un referéndum para determinar su destino como nación independiente (de España). Pueden ser muchos los factores que se entremezclan en esta decisión del pueblo catalán, pero quizás era un grito desesperado que clamaba a España su necesidad de ser escuchados. El silencio y la represión fue la antesala de estas súplicas y para el día de ayer lo que se dio fue lo que muchos no creían que pasaría: La más violenta represión que hizo recordar la época del franquismo.

Cataluña es una nación culturalmente unida, su gente ama esta región y su alma esta firmemente unida a esta tierra.

El Partido Popular, gobernante en cabeza de su presidente Rajoy, espuso ayer un formato violento, represivo. Ello indica un enorme desconocimiento de la realidad mundial y la realidad española. Sigue un formato de sometimiento que poco le interesa la particularidad y condiciones concretas como en el caso de Cataluña. Interesa para este formato no perder la perspectiva del todo a cualquier costo.

El Partido Popular y Rajoy mostraron su verdadero rostro que plantea un modelo que hace recordar los años de horror del franquismo. Pero el proyecto independentista catalán se fortaleció. Ayer, se podría decir, que los neutrales o los que no estaban de acuerdo con el referendum salieron a votar y si no lo hicieron fue por la crueldad manifiesta de la orda gobernante española.

La información de la forma tan cruel como fue tratado el pueblo catalán la obtuvimos de primera mano por medio de lo que el mismo pueblo catalán envio a traves de redes sociales, igualmente por información de medios como RT y Telesur. Los medios de comunicación de la derecha en américa latina le dieron bajo perfil a la noticia y en españa se vió forzada la derecha mediática a difundir un poco más salvaguardando el statu quo y cargando en contra del maltratado pueblo catalán. La maquinaria mediática de la derecha quedó relegada ayer y fueron los protagonistas del dolor a traves de redes sociales quienes mantuvieron informado al mundo.

Es de destacar una de las posiciones centrales de “Podemos” quienes han sostenido que la represión rebasa las fronteras de Cataluña y la lucha independentista, y que los derechos civiles se colocan a la orden del día y que en este sentido lo sucedido ayer es un problema de todos los españoles que en perspectiva no estan a salvo de persistir en el gobierno el Partido Popular.

Es anecdótico que la derecha internacional se hubiera opuesto a los votos del reciente proceso para la constituyente venezolana por considerar dictadura al gobierno que promovió el voto popular. Y ayer uno de ellos (tan democrático Rajoy) reprima a su propio pueblo porque pretende votar un referendum.

Sería bueno que la burguesía internacional nos enseñara los nuevos conceptos de democracia y dictadura. En la práctica nada más parecido a una dictadura que la democracia española.


Peligrosos votantes en Cataluña.

Si la policía no estuviese en Catalunya,

¿quién nos iba a proteger de esa peligrosa anciana que pretendía meter una papeleta en una urna?

Violenta represión del gobierno español contra los votantes catalanes (violencia de Rajoy vs Votos)

 

 

Referéndum de Cataluña

Elecciones en Alemania